Con la asistencia de los señores Viceministro de Defensa, Diego Gómez Orejuela; Comandante General de la Armada, Contralmirante Darwin Jarrín Cisneros; Gobernador del Guayas, Raúl Ledesma Huerta y el Vicealcalde Ing. Josué Sánchez se llevó a cabo la tarde del 18 de julio en el Complejo Cívico Naval Jambelí, la ceremonia de reapertura del Museo Memorial ‘Cañonero Calderón’.

En el programa de reapertura se presentó una recreación teatral del Combate Naval de Jambelí donde la música, los videos, el sonido y los diálogos ubicaron a la audiencia en aquella epopeya icónica de la Armada del Ecuador, donde se escenificaron las páginas de la historia que nos revelaron importantes acontecimientos con el firme propósito de plasmar e infundir en los corazones de los asistentes, un renacer de civismo y orgullo sobre el accionar del marino ecuatoriano  ‘Caballero del Mar’.  Esta obra fue realizada con personal naval como actores, quienes también montaron la escenografía, la musicalización y efectos especiales.

De igual manera, dentro del programa establecido, la Orquesta Sinfónica de la Armada deleitó a los presentes con un matiz de melodías de artistas locales y mundiales interpretando un mosaico ruso, las canciones Nuestro Juramento, Marinero de Luces, Háblame del Mar Marinero y para cerrar la Marinera Canción del Cañonero de letra y música de Schubert Ganchozo con arreglos musicales del maestro Pedro Castro Silva.

El tradicional corte de la cinta de reinauguración estuvo a cargo de las autoridades inicialmente mencionadas. Posteriormente dentro del museo se realizó la firma del Convenio de Cooperación Interinstitucional celebrado entre el Gobierno Autónomo Descentralizado Municipal de Guayaquil (GAD) y el Ministerio de Defensa Nacional, que tiene por objeto constituirse en un mecanismo de  cooperación entre el GAD de Guayaquil y la Armada del Ecuador-Primera Zona Naval, para ejecutar actividades y proyectos en beneficio de las partes involucradas de la comunidad y seguridad del cantón. Firmaron este documento el Contralmirante Amílcar Villavicencio Palacios, Comandante de Operaciones Navales y por el GAD de Guayaquil, el Dr. Miguel Hernández Procurador Síndico de la M.I. Municipalidad de Guayaquil y como testigos de honor el CALM. Darwin Jarrín y el señor Diego Gómez.

RESEÑA HISTÓRICA DEL BUQUE CAÑONERO “ABDÓN CALDERÓN”

El Cañonero Calderón que hoy conocemos como museo fue construido en Port Glasgow-Escocia en 1884, como transporte de carga para una empresa chilena, donde se le dio el nombre de Chaihuín.

En 1886 fue adquirido por el Gobierno del Ecuador, quien lo transformó en buque de guerra y lo denominó “Vapor de Guerra Cotopaxi”.

En 1926 cambia su clasificación a “Cañonero Cotopaxi” y a partir de 1936 adquirió el nombre de “Cañonero Abdón Calderón” de la Armada del Ecuador, en homenaje a un destacado héroe de nuestra independencia.

Participó en diversas campañas de la Armada y es el 25 de julio de 1941 cuando se cubrió de gloria en aguas del Canal de Jambelí, siendo su comandante el capitán de Fragata Rafael Morán Valverde.

Posteriormente, continúa al servicio de la Armada ecuatoriana hasta 1957 en que se le da de baja.  Años más tarde, el mando naval dispuso la construcción de una plazoleta frente al edificio de la Primera Zona Naval, donde en medio de una gran pileta se colocó al Cañonero Calderón como monumento patrimonial.  Abrió sus puertas como museo en julio de 1986.

Este museo tiene como objeto difundir a través de sus salas de Proa, Popa, Entrepuente y Puente de Gobierno, elementos que permiten evocar y apreciar las experiencias de las dotaciones del “Calderón”  en su hazaña más notable como fue el “COMBATE NAVAL DE JAMBELÍ” y del “Aviso Atahualpa”, otro buque emblemático, también actor de episodios heroicos y trascendentales de la historia ecuatoriana.

 ‘Los museos, son la memoria histórica de una sociedad, donde se difunde y expone el patrimonio tangible e intangible de los pueblos, para que sea estudiado, observado, analizado y para deleite del público; contribuyendo de esta forma al fomento y fortalecimiento de los valores cívicos e identidad nacional’.

Fuente. CENTRO DE COMUNICACIÓN SOCIAL GUAYAQUIL

Share This